viernes, 6 de noviembre de 2009

Cuestionario Honey-Alonso de Estilos de Aprendizaje

CUESTIONARIO HONEY-ALONSO DE ESTILOS DE APRENDIZAJE
Autores: Catalina M. Alonso, Domingo J. Gallego y Peter Honey
Instituto de Ciencias de la Educación. Universidad de Deusto.
Instrucciones para responder el Cuestionario.
• Este cuestionario ha sido diseñado para identificar tu estilo preferido de aprendizaje. No es un test de inteligencia, ni de personalidad.
• El cuestionario no te ocupará más de 15 minutos, no hay límite de tiempo estricto para contestarlo, puedes tomarte un poco más si lo requieres.
• No hay respuestas correctas o erróneas. Será útil en la medida en que seas sincero (a) en tus respuestas.
• Cada uno de los números representa un ítem.
• Si estás de acuerdo con el ítem, coloca al lado del número izquierdo del mismo un signo más (+), si por el contrario estás en desacuerdo, coloca un signo menos (-).
• Contesta todos los ítems.
• Al concluir, determina cuál es tu Perfil de aprendizaje y tu Estilo o Estilos de aprendizaje.


CUESTIONARIO HONEY-ALONSO DE ESTILOS DE APRENDIZAJE
Nombre: _____________________________________________
Fecha: _______________________________________________
1. Tengo fama de decir siempre lo que pienso y sin rodeos.
2. Estoy seguro/a de lo que es bueno y lo que es malo, lo que está bien y lo que está mal.
3. Muchas veces actúo sin mirar las consecuencias.
4. Normalmente trato de resolver los problemas metódicamente y paso a paso.
5. Creo que los formalismos coartan y limitan la actuación libre de las personas.
6. Me interesa saber cuáles son los sistemas de valores de los demás y con qué criterios actúan.
7. Pienso que el actuar intuitivamente puede ser siempre tan válido como actuar reflexivamente.
8. Creo que lo más importante es que las cosas funcionen.
9. Procuro estar al tanto de lo que ocurre aquí y ahora.
10. Disfruto cuando tengo tiempo para preparar mi trabajo y realizarlo a conciencia.
11. Estoy a gusto siguiendo un orden en las comidas, en el estudio, haciendo ejercicio regularmente.
12. Cuando escucho una nueva idea enseguida comienzo a pensar cómo ponerla en práctica.

13. Prefiero las ideas originales y novedosas aunque no sean prácticas.
14. Admito y me ajusto a las normas sólo si me sirven para lograr mis objetivos.
15. Normalmente encajo bien con personas reflexivas y me cuesta sintonizar con personas demasiado espontáneas, imprevisibles.
16. Escucho con más frecuencia que hablo.
17. Prefiero las cosas estructuradas a las desordenadas.
18. Cuando poseo cualquier información, trato de interpretarla bien antes de manifestar alguna conclusión.
19. Antes de hacer algo estudio con cuidado sus ventajas e inconvenientes.
20. Me crezco con el reto de hacer algo nuevo y diferente.
21. Casi siempre procuro ser coherente con mis criterios y sistemas de valores. Tengo principios y los sigo.
22. Cuando hay una discusión no me gusta ir con rodeos.
23. Me disgusta implicarme afectivamente con mi ambiente de trabajo. Prefiero mantener relaciones distantes.
24. Me gustan más las personas realistas y concretas que las teóricas.
25. Me cuesta ser creativo/a, romper estructuras.
26. Me siento a gusto con personas espontáneas y divertidas.
27. La mayoría de las veces expreso abiertamente cómo me siento.
28. Me gusta analizar y dar vueltas a las cosas.
29. Me molesta que la gente no se tome en serio las cosas.
30. Me atrae experimentar y practicar las últimas técnicas y novedades.
31. Soy cauteloso/a a la hora de sacar conclusiones.
32. Prefiero contar con el mayor número de fuentes de información. Cuántos más datos reúna para reflexionar, mejor.
33. Tiendo a ser perfeccionista.
34. Prefiero oír las opiniones de los demás antes de exponer la mía.
35. Me gusta afrontar la vida espontáneamente y no tener que planificar todo previamente.
36. En las discusiones me gusta observar cómo actúan los demás participantes.
37. Me siento incómodo/a con las personas calladas y demasiado analíticas.
38. Juzgo con frecuencia las ideas de los demás por su valor crítico.
39. Me agobio si me obligan a acelerar mucho el trabajo para cumplir un plazo.
40. En las reuniones apoyo las ideas prácticas y realistas.
41. Es mejor gozar del momento presente que deleitarse pensando en el pasado o en el futuro.
42. Me molestan las personas que siempre desean apresurar las cosas.
43. Aporto ideas nuevas y espontáneas en los grupos de discusión.
44. Pienso que son más consistentes las decisiones fundamentadas en un minucioso análisis que las basadas en la intuición.
45. Detecto frecuentemente la inconsistencia y puntos débiles en las argumentaciones de los demás.
46. Creo que es preciso saltarse las normas muchas veces más que cumplirlas.
47. A menudo caigo en la cuenta de otras formas mejores y más prácticas de hacer las cosas.
48. En conjunto hablo más que escucho.
49. Prefiero distanciarme de los hechos y observarlos desde otra perspectiva.
50. Estoy convencido/a que debe imponerse la lógica y el razonamiento.
51. Me gusta buscar nuevas experiencias.
52. Me gusta experimentar y aplicar las cosas.
53. Pienso que debemos llegar pronto al grano, al meollo de lo temas.
54. Siempre trato de conseguir conclusiones e ideas claras.
55. Prefiero discutir cuestiones concretas y no perder el tiempo con charlas vacías.
56. Me impaciento cuando me dan explicaciones irrelevantes e incoherentes.
57. Compruebo antes si las cosas funcionan realmente.
58. Hago varios borradores antes de la redacción definitiva de un trabajo.
59. Soy consciente de que en las discusiones ayudo a mantener a los demás centrados en el tema, evitando divagaciones.
60. Observo que, con frecuencia soy uno/a de los más objetivos/as y desapasionados/as en las discusiones.
61. Cuando algo va mal le quito importancia y trato de hacerlo mejor.
62. Rechazo ideas originales y espontáneas si no las veo prácticas.
63. Me gusta sopesar diversas alternativas antes de tomar una decisión.
64. Con frecuencia miro hacia adelante para prever el futuro.
65. En los debates y discusiones prefiero desempeñar un papel secundario antes que ser el/la líder o el/la que más participa.
66. Me molestan las personas que no actúan con lógica.
67. Me resulta incómodo tener que planificar y prever las cosas.
68. Creo que el fin justifica los medios en muchos casos.
69. Suelo reflexionar sobre los asuntos y problemas.
70. El trabajar a conciencia me llena de satisfacción y orgullo.
71. Ante los acontecimientos trato de descubrir los principios y teorías en que se basan.
72. Con tal de conseguir el objetivo que pretendo soy capaz de herir sentimientos ajenos.
73. No me importa hacer todo lo necesario para que sea efectivo mi trabajo.
74. Con frecuencia soy una de las personas que más anima las fiestas.
75. Me aburro enseguida con el trabajo metódico y minucioso.
76. La gente con frecuencia cree que soy poco sensible a sus sentimientos.
77. Suelo dejarme llevar por mis intuiciones.
78. Si trabajo en grupo procuro que se siga un método y un orden.
79. Con frecuencia me interesa averiguar lo que piensa la gente.
80. Esquivo los temas subjetivos, ambiguos y poco claros.

Ahora, usando tu cuaderno de notas, vamos a ver cuáles fueron los resultados correspondientes a tu estilo o estilos de aprendizaje, siguiendo las instrucciones generales:
PERFIL DE APRENDIZAJE
a. A partir de cada una de tus respuestas, rodea con un círculo cada uno de los números que has señalado con un signo más (+) en la tabla que aparece a continuación.
b. Suma las cantidades que están encerradas en un círculo en cada columna de la tabla y coloca al final de cada una de ellas el total correspondiente.




I II III IV
ACTIVO REFLEXIVO TEÓRICO PRAGMÁTICO



c. Ahora, con los números obtenidos en cada columna, elabora tu gráfica, colocando un punto en el lugar correspondiente a la cantidad obtenida en cada columna, de esta forma podrás apreciar cuál es tu estilo o estilos de aprendizaje predominante. Tu estilo predominante será aquel en el que hayas obtenido mayor puntuación y así sucesivamente, en orden, hasta aquel en el que hayas obtenido menos puntuación, este será el estilo que menos prefieres.

I II III IV
ACTIVO REFLEXIVO TEÓRICO PRAGMÁTICO


Gráfica: Estilos de Aprendizaje
d. Ahora que has elaborado tu gráfico de estilos de aprendizaje, realiza un pequeño análisis de los resultados obtenidos: ¿Conocías esta información?, ¿te ha resultado interesante la realización de la actividad?, ¿de qué manera podrías utilizarla para incrementar la efectividad de tus estudios?, ¿te gustaría compartirla con otros?
LECTURA N° 9: ESTILOS DE APRENDIZAJE
Tomado con fines instruccionales de: Gallego y Alonso. (2002). Estilos de aprendizaje, estilo de enseñanza. España: Universidad Nacional de Educación a Distancia.
El concepto de estilo en el lenguaje pedagógico suele utilizarse para señalar una serie de distintos comportamientos reunidos bajo una sola etiqueta. Por ejemplo, hablamos de estilos de dirección y describimos el estilo autocrático, el estilo participativo, etc.
Los estilos son algo así como las conclusiones a las que llegamos acerca de la forma cómo actúan las personas. Nos resultan útiles para clasificar y analizar lo comportamientos, pero se corre el peligro de servir de simples etiquetas. Al reflexionar sobre las teorías del aprendizaje, en esta lectura tenemos la tarea de concretar lo que significa teórica y prácticamente esta teoría.
Aunque para algún autor el estilo es algo superficial compuesto por comportamientos externos…., sin embargo, pensamos que el estilo es bastante más que una mera serie de apariencias.
Desde una perspectiva fenomenológica las características estilísticas son los indicadores de superficie de dos niveles profundos de la mente humana: El sistema total de pensamiento y las peculiares cualidades de la mente de un individuo para establecer lazos con la realidad.
Este punto de vista significa que características personales como la preocupación por el detalle y el uso fácil de la lógica para determinar la verdad, la búsqueda de significados, la necesidad de opciones, no son simples casualidades sino aspectos muy unidos a elementos psicológicos.
Cuando Gregory (1979) y otros autores estudiaron, en los años 70, los comportamientos característicos de los alumnos brillantes, dentro y fuera del aula, encontraron aspectos muy contradictorios. Unos tomaban muchos apuntes, otros casi no anotaban una línea.
Unos estudiaban cada noche y otros sólo antes de los exámenes, y así ocurría en otras áreas y actividades. Poco a poco los investigadores fueron comprobando que las manifestaciones externas respondían, por una parte, a disposiciones naturales de cada individuo y por otra, a resultados de experiencias y aprendizajes pasados.
Cuatro aspectos aparecieron como especialmente importantes en el funcionamiento cognoscitivo:
1.- Las cualidades especiales que se refieren al espacio concreto y al espacio abstracto. Con el espacio concreto conectamos con los sentidos, con el espacio abstracto con la inteligencia, las emociones, la imaginación y la intuición.
2.- El tiempo es controlado por el orden y estructuración de las realidades, orden que puede ser secuencial (no lineal, multidimensional).
3.- Los procesos mentales de inducción y deducción.
4.- Las relaciones se mueven dialécticamente entre reafirmarse en su individualidad y compartir y colaborar con otros.
La mente humana es capaz de utilizar estos elementos bipolares de diferentes formas según la situación en que se encuentre, aunque cada persona tiene una predisposición a relacionarse mejor con ciertas condiciones para su crecimiento y desarrollo personal.
¿Qué son los Estilos de Aprendizaje?
El análisis de los estilos de aprendizaje ofrece indicadores que ayudan a guiar las interacciones de la persona con las realidades existenciales. Facilitan un camino, aunque limitado, de auto y heteroconocimiento. Veamos en concreto, algunas de las definiciones más significativas analizando las peculiaridades:
Para Claxton y Raslton (1978: 1) “Estilos de Aprendizaje es una forma consistente de responder y utilizar los estímulos en un contexto de aprendizaje”.
Riechmann (1979; 2): “Estilos de Aprendizaje es un conjunto particular de comportamiento y actitudes relacionadas con el contexto de aprendizaje”.
Bulter (1982) indica que los Estilos de Aprendizaje: “Señalan el significado natural por el que una persona más fácil, efectiva y eficientemente se comprende a sí misma, el mundo y la relación entre ambos”.
Kolb (1984) incluye el concepto de Estilo de Aprendizaje dentro de su modelo de aprendizaje por la experiencia y lo describe como: “Algunas capacidades de aprender que se destacan por encima de otras como resultado del aparato hereditario de las experiencias vitales propias, y de las exigencias del medio ambiente actual”.
Por su parte Leichter (1973) profesor de educación de Teachers Collage, Columbia University, Nueva York, ha estudiado lo que él llama estilos educativos. Muchos de los puntos de su análisis coinciden con lo que nosotros hemos denominado estilos de aprendizaje, por ejemplo, cómo los individuos se diferencian en el modo de iniciar, investigar, absorber, sintetizar y evaluar las diferentes influencias educativas en su ambiente, de integrar sus experiencias, la rapidez de aprendizaje, etc.
Desde nuestro punto de vista, una de las definiciones más claras y ajustadas es la que propone Keefe (1988) y que hacemos nuestra:
Los estilos de Aprendizaje son los rasgos cognitivos, afectivos y fisiológicos, que sirven como indicadores relativamente estables, de cómo los discentes perciben, interaccionan y responden a sus ambientes de aprendizaje.

2 comentarios:

  1. Ha publicado unos trabajos excelentes que ayudan al estudiante y al profesional en sus investigaciones

    ResponderEliminar